2023

Espacio | Espacio Interior

VASCO GONZALEZ

Diseño: JOTAELE ARQUITECTURA – JL arquitectura SAS

Cliente: JOTAELE ARQUITECTURA –

Ubicación: Bogota

Créditos: Jimena Londoño Echeverri Laura Escobar Posada JL arquitectura SAS


Contexto/concepto de diseño

Para lograr un diseño diferencial a las ofertas actuales de vivienda establecidas por las constructoras en Bogotá, los clientes, tuvieron que reinventarse los 300 metros cuadrados que habían adquirido. Para esto le encargaron el diseño arquitectónico a Liliana Rubio. Una vez finalizada esta primera etapa, Jotaele se encargó de pensar un espacio que sería el resguardo de dos padres, tres hijos, un gato, invitados permanentes y una gran herencia de libros y obras de arte colombiano. La cliente traia con ella un bagaje arquitectónico heredado de la profesión de su padre y un entendimiento del arte como un habitante más de la casa. Su madre fue crítica de arte y coleccionó piezas de Manuel Hernández, Eduardo Ramírez Villamizar y Miguel Huertas, que hoy conviven con Vasco y González, quienes han convertido este espacio en un proyecto de vida. Juntos estuvieron involucrados en cada momento de su creación y esto fue una herramienta clave para el resultado final del proyecto.


Aporte de diseño

Una sensación de aire y espacialidad impregnan este apartamento de tres plantas en Bogotá. Al entrar, un gran ventanal que recorre de piso a techo la totalidad de la fachada, inunda de luz tres espacios compartidos que son vitales dentro de este hábitat: la cocina, el comedor y la sala. En ellos, materiales como el concreto a la vista, paredes enchapadas en flormorado macizo quemado y una mezcla de granitos fundidos in situ, componen una propuesta de diseño interior que rompe con la tradición uniforme del ladrillo terracota, las paredes blancas, los techos bajos y los espacios cerrados que caracterizan la tipología de vivienda urbana de esta ciudad. El apartamento está hecho con materiales fríos, pero es supremamente cálido. Esto se debe en parte a la inclusión de un sistema de calefacción oculto, pero también a la elección de elementos como por ejemplo las cortinas en lino de colores taupe, arena y champaña, que sirven para dividir los espacios de la habitación principal, la cual actúa como un espejo –en cuanto a espacialidad se refiere– del área social. Esta característica le da continuidad a la sensación de aire con la que recibe desde un principio el apartamento a sus habitantes. Una complejidad que fue la consecuencia de la cantidad de detalles o “filigrana” y uno de los mejores ejemplos está en la escalera. Su construcción minuciosa en una estructura metálica es escondida por la madera de roble danés que la recubre, por las barandas en vidrio y los pasamanos en bronce. Todo ello, con uniones invisibles al ojo que la observa. Por otro lado, la inclusión de una pared en ladrillo que recubre la sala recubierta en cal para darle un acabado industrial que fuera más acorde con la totalidad del espacio. Por último, un mueble de tres metros de largo que recorre el piso hasta el techo y divide el ambiente compartido entre el comedor y la sala sin interrumpir con la funcionalidad de un espacio abierto.


PDFs

Los textos de los proyectos corresponden a los presentados por sus autores. No han sido editados por la organización del premio.

Otros Nominados

Consulta otros proyectos nominados al Premio Lápiz de Acero

Etiqueta